Ciencias

¿Qué resultados para Sciences Po?

Sciences Po Paris celebra con gran entusiasmo el 20 aniversario de su “Convención sobre Educación Prioritaria” (CEP). En 2001, el entonces director de la prestigiosa escuela, Richard Descoings, puso en marcha esta ruta de admisión despectiva para diversificar el perfil de sus alumnos y abrir las puertas de la rue Saint-Guillaume a los jóvenes en el ámbito educativo.

Los alumnos de secundaria de las instituciones asociadas, identificados antes de la licenciatura por sus profesores, podrían beneficiarse así de los talleres preparatorios y más tarde de la exención de las pruebas de admisión escritas, sujeto únicamente a un examen oral.

→ RETRATO. Un experto en arte y poder para relanzar Sciences Po

Dos décadas y una demanda contra la meritocracia interpuesta por sus oponentes más tarde, los resultados son bienvenidos por el equipo de Sciences Po. “Habiendo sido criticado durante mucho tiempo y comentado con tanta frecuencia, este programa audaz ha perdido el olor a escándalo y ha inspirado muchas otras iniciativas en la escena educativa francesa”, se enorgullece de Bénédicte Durand, administradora provisional del establecimiento tras el asunto Duhamel y la dimisión del director Frédéric Mion.

12 a 25% de los becarios

Los números publicados dan fe de un cambio definitivo a lo largo de los años. La participación de los becarios entre los admitidos aumentó del 12% en 2006 al 25% en 2020. 170 estudiantes de secundaria matriculados en el sistema CEP se encontraban entre los 2,195 nuevos estudiantes de la facultad universitaria (7,7%) en el último inicio de la escuela. año., incluido procedimiento internacional, frente a 17 beneficiarios en el primer año. Pero, ¿los 1.130 admitidos por el CEP desde 2001 hicieron que los anfiteatros se parecieran más a la sociedad francesa?

READ  Inundaciones en Nueva Aquitania: descenso casi general, excepto en Charente-Maritime

Para leer el vasto para estudiar publicado el pasado mes de enero por el Instituto de Políticas Públicas (IPP) sobre la democratización de las grandes écoles, no se ha completado la apertura de Sciences Po a las clases menos favorecidas. Entre 2006 y 2016, la proporción de estudiantes de categorías socioprofesionales desfavorecidas (CSP) – trabajadores y personas sin actividad profesional – aumentó del 6 al 8%, frente al 36% de los jóvenes de 20 a 24 años. En el mismo período, la proporción de niños CSP muy privilegiados (ejecutivos y similares, líderes empresariales, intelectuales y profesiones liberales) en Sciences Po perdió solo un punto, alcanzando el 73% en 2016, frente al 23% de la población general.

“Sin efectos sobre la masa o las estadísticas”

“Desde el momento en que se individualizó el dispositivo, rompiendo con la lógica de la educación prioritaria basada en territorios, es lógico no ver los efectos en la masa ni en las estadísticas., explica Annabelle Allouch, profesora de sociología en la Universidad de Picardía, autora de La empresa competidora (Umbral, 2017). Por un lado, el objetivo fue exitoso para los estudiantes beneficiarios del CEP, permitiéndoles acceder a puestos profesionales impensables. Por otro lado, toda una audiencia de clase media y media fue excluida por un aumento en las tasas de solicitud y un aumento en la selectividad con la explosión de pedidos. “

→ LEER. Grandes Écoles: ¿El sector “Talents” corregirá la falta de diversidad?

Sciences Po aprovechó el 20 aniversario del CEP para anunciar que quiere promover aún más la diversidad de sus aspirantes. Un impulso en paralelo con la revisión de las pruebas de entrada. Desde este año, la prueba de acceso ha dado paso a un procedimiento integrado en Parcoursup y puntuado por un examen oral. Los estudiantes de secundaria del CEP deben someterse a él, incluso si su archivo está sujeto a una “Procesamiento dedicado”.

Para “Acto II” discriminación positiva, la escuela promete duplicar sus escuelas secundarias asociadas. En 2021 se incorporarán al sistema 66 nuevas personas, de un total de 166, con el objetivo de superar las 200 en 2023. Por fin, Sciences-Po pretende incrementar su participación en becarios. La trayectoria del CEP debe, en última instancia, contribuir a atender al menos al 15% de los becarios cada año, la mitad de la tasa mínima del 30% por cada nueva promoción buscada por el establecimiento.

READ  El huracán Laura alcanza la categoría 4

Prudencia Febo

"Explorador. Entusiasta de la cerveza. Geek del alcohol. Gurú de Internet sutilmente encantador. Erudito de la web en general".

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar