Mundo

una pérdida invaluable para la historia africana

No era una simple biblioteca. La elegante sala de lectura de la Universidad de Ciudad del Cabo, destruida por un rayo y el terrible incendio que comenzó en Table Mountain, inspiró, educó y soñó a miles de estudiantes e investigadores con su colección única de documentos africanos.

Imágenes de brillantes llamas anaranjadas, el domingo 18 de abril, rodeando el edificio neoclásico con enormes columnas de piedra, circularon por el continente y lloraron a muchos intelectuales africanos y, además, a aquellos para quienes la biblioteca era un hito, casi un lugar de culto.

«Todo el corazón dolorido, roto. Mirar las fotos de la biblioteca en llamas me asusta. Mi cerebro se formó en esta institución»., escribió el geógrafo sudafricano Paballo Chauke, también graduado de Oxford, en Twitter.

«En 2002 tuve la oportunidad de estudiar allí durante un año y eso marcó el rumbo de mi vida»., twitta Marissa Mika, una antropóloga con sede en Londres, que dice que «tristeza por todo lo que se perdió». Otros lamentan este lugar que contenía «los libros más antiguos y raros de África».

«Nuestra colección de estudios africanos perdidos en el fuego nunca podrá ser reemplazada», observa con seriedad el departamento DKIS de la prestigiosa universidad, un programa de posgrado para futuros bibliotecarios o gestores de datos.

La despojada sala de lectura Jagger con techos altos, construida en la década de 1930, fue devastada por el incendio que arrasó las colinas sobre la universidad. Pero algunas áreas de la biblioteca, que contienen los documentos más valiosos, podrían haber sido protegidas mediante el cierre automático de los cortafuegos, dijo la ciudad el domingo. El inventario, que comenzó el martes, aún no se ha completado.

READ  Jair Bolsonaro puede salir del hospital el domingo

La biblioteca contenía una colección única de documentos sobre África: más de 85.000 libros y folletos, unas 3.500 películas africanas, valiosos documentos sobre la historia precolonial de Sudáfrica y registros gubernamentales más recientes, según la administración de la Universidad de Ciudad del Cabo (UCT).

«La biblioteca es el corazón de la universidad. Es la propia universidad», explicó Divine Fuh, director del Instituto de Ciencias Humanas de la universidad a la AFP. «Cuando ves arder este lugar, mueres», agrega el antropólogo. “Vivimos en un mundo donde el conocimiento africano se ha devaluado durante años, siglos … Valorarlo en un espacio donde la gente realmente puede involucrarse es simbólicamente fuerte”, el explica.

La biblioteca albergaba la historia, pero también estaba íntimamente involucrada en ella. June Bam-Hutchison, quien encabeza la unidad de los pueblos Khoi y San, los primeros habitantes de Sudáfrica, en el departamento de estudios africanos, recuerda que tuvo que solicitar una autorización especial del régimen del apartheid para consultar ciertos documentos. “Esta biblioteca me permitió afirmarme, tener un sentido de pertenencia, porque pude encontrar cosas que me conectaban con esta tierra”, confía a AFP.

Los documentos le abrieron los ojos a los intelectuales africanos que la precedieron, dice, pero también a la historia de los pueblos indígenas del continente antes de su primer contacto con los europeos. Animó a sus alumnos a profundizar en estos archivos, a profundizar en sus conocimientos, pero también a encontrar esa inspiración. Algunos documentos se escanean, pero «Algo especial sucede cuando puedes verlos, tócalos».

Aunque la biblioteca todavía fuma en algunos lugares, su equipo ha comenzado a evaluar lo que se ha perdido o se puede salvar, dijo el profesor Mamokgethi Phakeng, vicepresidente de UCT. «Es una gran pérdida, pero lo superaremos», ella prometió, como un pensamiento positivo.

READ  Cataluña - Totalmente borracho, el conductor escapa por los pelos de una espectacular salida de la carretera: las imágenes surrealistas de la escena

Eugènia Mansilla

"Jugador. Aficionado a las redes sociales. Aspirante a especialista web. Fanático de la cerveza. Comunicador. Emprendedor. Friki zombi malvado. Fanático apasionado de la televisión. Entusiasta del tocino incurable".

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar