Las noticias más importantes

El lío legal para extraditar a un exjefe paramilitar estadounidense a Colombia | Internacional

Salvatore Mancuso es escoltado por agentes de la DEA a su llegada a Florida.Alan Díaz / AP

Cuando el exjefe paramilitar Salvatore Mancuso, uno de los protagonistas más conocidos de la guerra en Colombia, fue extraditado a Estados Unidos en 2008, pronunció una frase que aún resuena en el país andino: “Conmigo extraditaron la verdad. ” Han pasado 12 años y ahora es su regreso a Colombia lo que ha enredado a la justicia colombiana, que, desde distintos lados, está obligada a hacer esfuerzos más contundentes y urgentes para traerlo de regreso.

Mancuso, quien fue uno de los líderes más sangrientos de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), cumplió condena por narcotráfico y se encuentra en la cárcel de Irwin, en el estado de Georgia. Pero en los últimos días se supo que podría ser deportado a Italia, país del que tiene ciudadanía y con el que Colombia no tiene tratado de extradición. Esto desató las alarmas de las víctimas que esperaban su regreso a Bogotá para conocer detalles de la verdad que se llevó el paramilitar cuando fue enviado a Estados Unidos, junto a otros 13 integrantes, durante el Gobierno de Álvaro Uribe.

Durante estos años, Mancuso continuó colaborando con Justicia y Paz, el tribunal colombiano que juzga los delitos de las autodefensas y da sentencias reducidas a cambio de que digan la verdad sobre los delitos. Se le acusa de dirigir 139 masacres en las que fueron asesinadas 800 personas, entre otros delitos como desplazamiento y secuestro. Sin embargo, dado el papel que jugó en el conflicto, si lo deportaban a suelo italiano, también estaría perdido. la verdad sobre los vínculos del poder económico y político con el grupo armado que dirigía.

READ  “Nadie es indispensable, mucho menos yo”: Chapo Montes anunció su retiro de la selección mexicana

“El testimonio de Salvatore Mancuso podría ayudar a descubrir la verdad sobre cientos de crímenes atroces y garantizar justicia para miles de víctimas. Pero hasta ahora las autoridades colombianas han hecho muy poco para lograr su extradición y las medidas que han tomado han sido notoriamente negligentes ”, denunció José Miguel Vivanco, director para las Américas de Human Rights Watch.

El gobierno colombiano ha realizado tres solicitudes de extradición, pero en una de ellas, advirtió Vivanco, cometieron “errores imperdonables” que se habrían descubierto con “una búsqueda en línea”. Y los otros dos tampoco fueron aceptados por Estados Unidos porque las bases legales que utilizaron para sustentarlos no coinciden con la legislación de ese país. “Teniendo en cuenta que hay cientos de casos pendientes contra Mancuso y que las autoridades colombianas tienen abundante experiencia en procesos de extradición, estas tres mediocres solicitudes de extradición son difíciles de conciliar con la importancia que este caso merece”, dijo el director regional. Observador de derechos humanos.

El presidente Iván Duque ha dicho a la prensa local que su deseo es que Mancuso regrese a Colombia y “pague las penas por los crímenes de lesa humanidad que cometió”. Y agregó que, “si por cualquier motivo llega a Italia” será el primero en presentar su caso ante la Corte Penal Internacional para su enjuiciamiento. Pero desde sectores de la oposición consideran que se trata de una cuestión de retórica y no de acciones concretas que conduzcan a la extradición del líder paramilitar. Otros incluso dudan de si los errores cometidos en la solicitud fueron intencionales o no.

Ahora se abre la oportunidad para que se desenrede el enredo legal y extraditen al jefe paramilitar a Colombia. La Sala de Justicia y Paz de la Corte Superior de Bogotá acaba de ordenar que Mancuso sea detenido con fines de extradición, argumentando que el paramilitar aún no ha cumplido con los requisitos para ser liberado.

READ  TENIS DE MESA Confinamiento de lujo para jugar en Spain Master 2020

Y, en todo caso, también existe otra investigación por lavado de activos, que permitiría a Colombia solicitarlo en extradición. En principio, las autoridades no hubieran utilizado esa carta porque Mancuso había solicitado someterse a la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), tribunal creado en los acuerdos de paz con las FARC, que juzga a excombatientes guerrilleros, militares y terceros. que financió el conflicto armado. Mancuso pidió entrar como tercero, la JEP lo rechazó y apeló. Sin embargo, la presidenta de la JEP, Patricia Linares, ya anunció que no existe impedimento para que la Fiscalía solicite la extradición de los paramilitares. El siguiente paso está entonces en manos del gobierno colombiano.

Eugènia Mansilla

"Jugador. Aficionado a las redes sociales. Aspirante a especialista web. Fanático de la cerveza. Comunicador. Emprendedor. Friki zombi malvado. Fanático apasionado de la televisión. Entusiasta del tocino incurable".

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar