Tecnología

despliegue exitoso, dos semanas después del despegue

Habiendo dejado la Tierra el día de Navidad, el Telescopio Espacial James Webb ha completado la última etapa de su despliegue: la de su espejo principal.

El Telescopio Espacial James Webb completó con éxito el último paso de su despliegue el sábado con el de su espejo principal. Ya está en su configuración definitiva para poder iniciar, en poco más de cinco meses, su exploración del cosmos.

El icónico espejo principal del telescopio mide unos 6,5 metros de diámetro y, por lo tanto, era demasiado grande para caber en un cohete cuando despegó. Sus dos lados estaban así plegados.

Despliegue en dos pasos

La primera de estas dos alas se desplegó el viernes y la segunda se desplegó el sábado por la mañana según lo planeado, dijo la NASA. Sin embargo, los equipos de la agencia espacial continuaron bloqueándolo en su lugar para asegurarlo permanentemente.

El telescopio vuela desde Baltimore, en la costa este de Estados Unidos. La NASA transmitió imágenes en vivo desde la sala de control el sábado por la mañana, donde decenas de ingenieros aplaudieron con alegría el anuncio del despliegue completo.

“Qué paso tan extraordinario. «

«Estoy emocionado», declaró Thomas Zurbuchen, responsable de las misiones científicas de la NASA, en vivo en el video. “Qué paso tan extraordinario. «

El despliegue de un telescopio de este tipo en el espacio, no solo de sus espejos sino también de su escudo térmico a principios de esta semana, fue un procedimiento ultrapeligroso que nunca se había llevado a cabo en el pasado.

READ  Los astrónomos descubren una estrella gigante en el corazón de la Vía Láctea

Los astrónomos de todo el mundo pueden dar un gran suspiro de alivio hoy, ya que la misión ahora parece muy exitosa.

sobre el mismo tema



Lanzamiento del telescopio James Webb: nuestro dossier

Es quizás la misión más prestigiosa en la historia de Arianespace. El sábado 25 de diciembre, el cohete europeo llevará el Telescopio Espacial James Webb, una joya de la tecnología, a su lugar de observación, a 1,5 millones de kilómetros de la Tierra. Objetivo: volver a los orígenes del Universo

Observa las primeras galaxias

Sin embargo, antes de que entre en funcionamiento, el telescopio todavía tendrá que alcanzar su órbita final a 1,5 millones de kilómetros de la Tierra, y los instrumentos científicos tendrán que seguir enfriándose antes de que puedan calibrarse con mucha precisión.

James Webb, el observatorio espacial más potente jamás diseñado, debería permitir en particular observar las primeras galaxias, formadas apenas unos 200 millones de años después del Big Bang.

Federico Pareja

"Escritora típica. Practicante de comida malvada. Genio zombi. Introvertido. Lector. Erudito de Internet. Entusiasta del café incondicional".

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar